AMIGOS DEL ALMA

sábado, 6 de junio de 2009



Señor, soy un bebé en tus manos. Ayer la Comunión de tu cuerpo fue algo más tibia, pero sabes que te adoro, te amo y creo en Tí, sólo te pido que aumentes mi fe y te lo pido con aquella oración tan íntima y sentida de San Josemaría:





"Oh Dios, creo en Tí,

te adoro, te amo, auméntame la fe.

Sé el apoyo de mi debilidad,

Tú que te has quedado inerme en el Sagrario

para remediar las flaquezas de las criaturas"