AMIGOS DEL ALMA

lunes, 27 de diciembre de 2010

GRACIAS, JESÚS



Te doy gracias, Señor, por el tenue sol con que hoy nos iluminas. Ya han pasado tres días desde tu nacimiento, el frío sigue intenso, pero no puede ocultar la luz de tu venida. Esa luz, Jesús, aún niño, irá transformando en calor, poco a poco, el gélido corazón de los hombres, ese nuestro corazón tan sensiblero y lloroso para tantas cosas poco importantes, ese corazón nuestro tan duro, de piedra, para ti y para aquellos en los que más eres Tú.
Gracias, Jesús Niño, Palabra del Padre que a Él nos acerca y en Él nos hace hermanos de la gran familia de la Humanidad, la familia  que en 33 años redimiste de sus pecados, para que todos sus miembros fuéramos hijos de un mismo Padre y hermanos en el amor.

4 comentarios:

Edy Salazar U. dijo...

Hola Militos paso a saludarte y desearte un feliz año 2011. Que Dios te bendiga hoy y siempre.

Un abrazo a la distancia

Teresa dijo...

Así es, Militos. Me uno a tu petición en esta Navidad...¡que nuestro corazón no sea sensiblero sino sensible!. Un abrazo con mucho cariño y ¡feliz Navidad y un próximo año amoroso y cálido!

lourdes dijo...

gracias por todo lo que nos ha regalado dia a dia gracias por su sencillez que el señor siga derramando su gracia sobre usted y la conceda cuanto necesita en este nuevo año que reciba un NUEVO YFELIZ AÑO mil gracias y unidos en oración

Ricardo Miñana dijo...

Muchas felicidades para este año, dale vida a tus sueños y que la crisis económica
pase de largo.

¡¡Feliz año 2011!!

Un abrazo.